Los planteles están al oeste de la localidad de Rosario y afectan principalmente los sectores de Naicuara , Santa Isabel, San Jorge, Esmeralda , El Delirio Camarico ,Apalta, Los Gomeros y gran parte de la localidad de Rosario. Por la mañana y la tarde Los  vecinos manifiestan que el aire es irrespirable, basta  tan solo sentarse en la plaza Arturo Dominguez Barros de Rosario para percibir específicamente en la tarde este nauseabundo olor que viene desde los diferentes planteles de cerdos ubicados al poniente de la localidad,lo que está generando quejas en los vecinos de toda esta zona, es que el mal olor es a diario y se acentúa mucho más en los días de calor y humedad, cuando hay vientos de determinadas direcciones el olor se percibe con nitidez.

Tres planteles de cerdos de agro súper ubicados en localidades de los Gomeros, Esmeralda y el almendral y otro de particulares ubicado en sector de Apalta, están provocando  serias molestias en los vecinos, quienes manifiestan que por las mañana, tardes y noches, el mal olor  es insoportable.. 

 Las quejas por olores nauseabundos originados en criaderos de cerdos en comunidades vecinas de esta localidad toman cada día mayor fuerza, por lo que la movilización ciudadana frente este tema es inminente, ya los vecinos se están auto convocando para exigir a las autoridades ambientales , de salud, y tribunal ambiental, intervenir  en estos lugares para la búsqueda de una solución.

Esta situación ha cobrado mayor relevancia, al enterarse los vecinos de la existencia de un proyecto de empresa de agro súper a instalarse en sector almendral, en las localidades de Naicura y Santa Isabel, lugar en donde se ampliaran con pabellones a los ya existentes para albergar 45 mil cerdos por producción , que de acuerdo al proyecto presentado ante el servicio de evaluación ambiental, este proyecto está planteado a tener entre dos o tres producciones al año, lo que significa una circulación por el sector de 90 a 135 mil cerdos, a pesar que la empresa a hecho grandes esfuerzos para convencer a los vecinos de que van a reducir el mal olor en un alto porcentaje, esta no logra convencer, ya que su proyecto solo lo presentaron con una declaración de impacto ambiental, y no con un estudio de impacto ambiental, este estudio hubiera dado mayor garantías de que este sea un proyecto amigable y sustentable , situación que con una simple declaración de impacto ambiental no garantiza nada a los vecinos en resguardar su calidad de vida.

El problema lamentablemente no es nuevo para los vecinos. Se generó hace ya varios años, cuando fueron instalados estos planteles, y ahora la solución es bastante compleja  ya que al momento de su  instalación nadie tuvo en cuenta los problemas que iban a generar y ahora la situación se complica porque no resulta sencillo poder erradicarlos.

Es real que los planteles están cerca del pueblo pero fuera del área urbana. las quejas de los vecinos son absolutamente justificadas.

Lo único que  hoy pueden hacer los vecinos es oponerse y evitar nuevas ampliaciones en los planteles ya existentes.

Un lugar de conflicto ambiental es el sector el Almendral, donde hay criaderos porcinos a muy corta distancia de los sectores de Naicura, Santa Isabel, San Jorge, Esmeralda. Los vecinos reclaman  para que se regule esta actividad y se termine con la contaminación en función de tener una mejor calidad de vida, no es posible que se deban encerrar para  desayunar, almorzar, cenar, al interior de sus casas, las cuales en su mayoría están cerradas con mallas mosqueteras, para evitar la entrada de moscas a raíz de la actividad de las chancheras vecinas a sus casas.

Ante esta problemática los vecinos de los diferentes sectores ya se están organizando para ver la forma de solucionar este tema que afecta directamente la calidad de vida de todo su entorno familiar y comunitario.