TRAS APROBACIÓN DE REFORMA AL BINOMINAL EN LA CÁMARA DE DIPUTADOS 

De acuerdo al legislador, los cambios permitirán terminar con el empate permanente “que impedía hacer cambios constitucionales y reformas profundas en nuestro país”.

Tras la aprobación de la reforma al sistema binominal en la Cámara de Diputados por 86 votos a favor, el diputado socialista Juan Luis Castro (PS) sostuvo que “Por primera vez vamos a tener un sistema en que la mayorías van a estar claramente diferenciadas de las minorías, pero las minorías no van a desaparecer, van a tener un lugar también en el Congreso”.

El legislador explicó que en la región van a quedar dos distritos parlamentarios. Uno es el de Cachapoal, que incluye la ciudad de Rancagua más doce comunas, en el que se van a elegir cinco diputados.Por otro lado, quedará fusionado Colchagua y Cardenal Caro en otro distrito que va a elegir cuatro diputados.

“Eso corresponde a la nueva distribución distrital que es la que va a empezar a funcionar el año 2017 bajo un sistema similar a la elección de concejales” indicó el diputado quien añadió que “por lista, por mayoría relativa se van a ir ocupando los escaños de quienes salgan elegidos en esa oportunidad”.

Además, Castro destacó la mayor inclusión femenina puesto que “Se ha dejado establecido que no podrá haber menos de un 40% de candidatas mujeres, ya sea en las primarias que hagan los partidos políticos o en la elección misma” y agregó que «Esto asegura una mayor cuota de participación, que hoy día es del 12% en el Congreso y que queremos elevar”.

En cuanto al financiamiento del nuevo sistema, el diputado enfatizó que “no va a ser del cargo del Fisco, aquí se va a hacer exclusivamente por redistribución de asignaciones parlamentarias por lo tanto no significa que vaya  el país a gastar más en tener un 32% más parlamentarios sino que será el propio Congreso el que va a reajustar sus asignaciones para mantener en el futuro este nuevo Congreso de 155 diputados y 50 senadores”.

“Hemos dado un gran paso para una deuda histórica de la democracia que era terminar con un sistema que estaba condenado al empate, generar grados de incertidumbre en una elección que hoy día estaba predeterminada, que era uno de cada bloque en general y darle significación a las mayorías y a las minorías, terminando con este forzoso empate permanente que impedía hacer cambios constitucionales y reformas profundas en nuestro país” puntualizó el legislador.

“Ese es el gran paso que la presidenta ha dado al enviar este proyecto en su primer año y al haberlo despachado en aproximadamente tres meses desde que se ingresó a la Cámara de Diputados. Ahora va al Senado y seguramente, de aquí a octubre, debiéramos tener una ley aprobada”, concluyó Juan Luis Castro.